Icono del sitio OnCubaNews

Alejandro Mayorkas: «si se lanzan al mar no vendrán a Estados Unidos»

Alejandro Mayorkas. Foto: NY1.

Las personas que huyan de Cuba y Haití en embarcaciones u otros medios marítimos no podrán ingresar a Estados Unidos incluso si demuestran temor de ser perseguidas o torturadas en sus países de origen, advirtió el secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas. 

«Permítanme ser claro: si se lanzan al mar no vendrán a Estados Unidos», dijo Mayorkas, destacando los peligros de atravesar el Mar Caribe y el Estrecho de Florida en embarcaciones inseguras.

Mayorkas dijo que quienes intenten llegar a Estados Unidos por mar serán interceptados por la Guardia Costera y devueltos de inmediato a sus países de origen. Incluso si los solicitantes de asilo logran obtener entrevistas con funcionarios estadounidenses, agregó, no se les permitirá poner un pie en suelo estadounidense, al margen del resultado del proceso. «Si los individuos establecen un temor fundado de persecución o tortura, serán remitidos a terceros países para su reasentamiento», dijo Mayorkas. Y fue, de nuevo, enfático: «No entrarán a Estados Unidos».

Defensores de refugiados denunciaron los comentarios de Mayorkas diciendo que socavaban el objetivo de la administración Biden de expandir los programas de inmigración humanitaria descontinuados por el expresidente Trump. «El gobierno de Estados Unidos no debería utilizar este sistema de procesamiento extraterritorial para evadir nuestras leyes de protección de refugiados», dijo News Kennji Kizuka, director asociado de Human Rights First. «Deberían permitir que las personas desembarquen en Estados Unidos y pasen por los procedimientos de asilo».

Mayorkas dijo que hasta ahora Estados Unidos no ha detectado un «aumento» en las interdicciones marítimas de cubanos y haitianos. En lo que va de año fiscal, 470 cubanos y 313 haitianos se han encontrado en el mar.

En el año fiscal pasado, 49 cubanos y 430 haitianos fueron interceptados por la Guardia Costera. Estas interdicciones marítimas palidecen en comparación con la cantidad de migrantes cubanos y haitianos detenidos por Estados Unidos a lo largo de la frontera con México. En mayo, el último mes con estadísticas disponibles, se encontraron 2 800 haitianos y 2 600 cubanos a lo largo de la frontera sur.