«El Joker» triunfa en Venecia; «Red Avispa» no convence

El actor Joaquin Phoenix (derecha) y director Todd Phillips (izquierda), en la entrega del León de Oro en la 76 edición del Festival de Cine de Venecia. Foto: EFE.

La 76 edición del Festival de Cine de Venecia entregó el codiciado León de Oro a Joker, de Todd Phillips y con Joaquin Phoenix como protagonista, uno de los filmes más aplaudidos por el público durante el evento y que también recibió excelentes críticas por parte de especialistas.

El experimentado Roman Polanski mereció el León de Plata-Gran Premio del Jurado por J’Accuse (El oficial y el espía), en medio de la polémica por la negación de la presidenta del jurado, Lucrecia Martel, de asistir a la presentación de la película, debido al historial del realizador por antiguas demandas por violación en los Estados Unidos.

Ambos lauros fueron grandes sorpresas en el prestigioso evento, que el pasado año reconoció como mejor película a la multipremiada Roma de Alfonso Cuarón, y en 2019 decide inclinar la balanza hacia un cine aparentemente más comercial en detrimento del cine de autor por lo general premiado en Venecia. No obstante, Joker no cumple del todo con los estereotipos de la clásica película basada en un cómic con grandes ingresos en taquilla.

Phillips utiliza al más célebre villano de Batman como excusa para criticar a la sociedad estadounidense y la brecha entre ricos y pobres, la marginalización hacia los enfermos mentales y la comercialización masiva de psicofármacos, a través de una interpretación magistral de Phoenix (ovacionado durante ocho minutos durante la presentación del filme).

Además, hace un guiño al cine más crudo Hollywood de la década de 1970, gracias a los referentes de la cinematografía de Martin Scorsese, involucrado en la producción de la cinta en los inicios.

Mientras, Polanski retoma el conocido Caso Dreyfus en el material de 132 minutos de duración, donde denuncia el modo en que la opinión pública siguió vilipendiando a Dreyfus y sus defensores cuando su inocencia parecía ya irrefutable, cierto paralelismo con su historia personal según el concenso de la crítica especializada.

Otros de los premiados en la noche final fueron: La mafia non è piú quella di una volta, de Franco Maresco (Premio especial del jurado); Mejor dirección a Roy Andersson por About Endlessness; la Copa Volpi a las mejores intepretaciones fueron para Ariane Ascaride (Mejor actriz) por Gloria Mundi y Luca Marinelli como Mejor actor en Martin Eden; el Mejor guión fue para Yonfan por No. 7 Cherry Lane, y el Premio Marcello Mastroianni al mejor intérprete emergente fue para Toby Wallace por Babyteeth.

Red Avispa no convence a la crítica

El reconocido cineasta francés Olivier Assayas estrenó su más reciente producción, Red Avispa, en Venecia, un thriller de espionaje poco convencional, basado en la historia de la red de agentes cubanos infiltrados en organizaciones anticastristas basadas en Miami, con guión adaptado a partir del libro Los últimos soldados de la Guerra Fría, de Fernando Moráis.

Sin embargo, las primeras impresiones del largometraje no fueron las mejores durante la semana de estreno en el festival de cine más antiguo del mundo, según el concenso de la crítica.

«Wasp Network es una película grande, bien rodada, con un elenco fuerte y un trabajo de localización impresionante. Pero también es una nudosa maraña de idas y venidas interminables entre demasiados personajes, situaciones y escenarios para crear una narración satisfactoria», señala David Rooney para The Hollywood Reporter, mientras en Variety, el crítico Jay Weissberg afirma que en la película, «si bien su objetivo es lograr una gran complejidad coral y, por lo general, es agradable a la vista, la película se siente como un oratorio reducido a una obertura, que se relaciona con personajes y eventos importantes que entran o salen con un grado insatisfactorio de regularidad».

«Red Avispa» en Venecia

Los especialistas coinciden en que esta es una historia de gran complejidad y múltiples traiciones, cuyo mayor problema es que puede resultar una confusa, si no se conoce el trasfondo de la trama de la película.

Según el diario The Guardian, «Donde la Red Avispa merece reconocimiento es en su descripción del nauseabundo cambio y deriva que siguió al final de la guerra fría, cuando el empuje por el cambio de régimen en Cuba perdió fuerza y el comercio ilegal de narcóticos se convirtió en un fin en sí mismo», mientras que en el sitio Cine Europa, otra de las reseñas afirma que el filme «tiene todos los elementos, pero que no termina de despegar».

De momento, la película no tiene las mejores puntuaciones en varios de los sitios más reconocidos en materia cinematográfica, cuyas calificaciones se basan en opiniones especializadas como de público en general. En el portal IMDB presenta una puntuación de 5.1/10 basada en los votos de 96 usuarios y 14 opiniones entre público y críticas de medios de prensa, mientras en Rotten Tomatoes tiene un porcentaje de 45% de aceptación en base a más de 10 críticas especializadas, y acumula 54/100 en Metacritic.

Red Avispa llegará a las salas de cine del mundo en octubre, luego de pasar por otros festivales de cine internacionales como el de Toronto, New York y San Sebastián.

De izquierda a derecha: Olivier Assayas, Penelope Cruz, Edgar Ramirez, Gael Garcia Bernal, Wagner Moura y Leonardo Sbaraglia en la premiere de Red Avispa en Venecia. Foto: EFE.